Publicación original Animal Político

En Nosotrxs, la ciudadanía podrá encontrar guías sobre cómo exigir el cumplimiento de la ley, con ejemplos específicos de situaciones cotidianas.

Un grupo de comunicadores, activistas, empresarios y académicos lanzarán este domingo 7 de mayo el movimiento Nosotrxs, que tendrá como objetivo trabajar por los derechos sociales y en el combate a la corrupción.

Para esta lucha, Nosotrxs echará mano de leyes que protegen la distribución equitativa, el uso transparente y la aplicación honesta de los recursospúblicos.

“Nos reunimos a través de la convocatoria de Maurcio Merino para platicar qué hacer, porque no estamos logrando ni que las instituciones funcionen, ni que todas las leyes que impulsamos funcionen”, comentó Luis Fernández, director ejecutivo de Nosotrxs.

Este ejercicio de enseñanza se dará a través de su plataforma, donde la ciudadanía podrá encontrar guías sobre cómo exigir el cumplimiento de la ley, con ejemplos específicos de situaciones cotidianas.

¿De que situaciones cotidianas hablamos? Como esos casos en lo que no te dan los medicamentos que necesitas en el servicio de salud pública o en caso de que seas víctima de algún tipo de corrupción.

Nosotrxs vs la democracia capturada

“Los miembros de este grupo hemos impulsado distintas agendas en distintos espacios: en materia anticorrupción, de igualdad y de derechos humanos. Queremos luchar por una distribución más equitativa de los recursos, a través de los programas sociales que tenemos y de otras agendas en las que hemos pelado para que las autoridades cumplan con sus obligaciones”, dijo Fernández.

Para los integrantes de esta organización, la fortaleza del Estado de derecho en México no sólo depende de la calidad de las leyes e instituciones, sino de la conciencia organizada de los ciudadanos, finalizó.

El evento de presentación será este domingo, a las 10:30 horas en el Centro Cultural Tlatelolco, y ahí se dará a conocer con más detalle de qué se trata el movimiento, sus objetivos, los mecanismos propuestos y la convocatoria a la ciudadanía.

Leave a Reply